Macri, entre promesas y pedidos con los industriales

El clima en la 22a. Conferencia Anual de la Unión Industrial Argentina cerrada anoche después de dos intensas jornadas en Parque Norte con la presencia de 1.400 ejecutivos, no era tan optimista como un año atrás. Había cuestionamientos por la situación de la economía y por temas puntuales, como la apertura en algunos sectores. No obstante, el Gobierno prácticamente en pleno acudió a la cita. La gobernadora María Eugenia Vidal y el jefe de Gobierno porteño, Horacio Rodríguez Larreta, pidieron el apoyo empresario para la generación de empleo. El ministro de Trabajo, Jorge Triaca, habló de la “revisión” de los convenios laborales. Y anoche, el presidente Mauricio Macri también pidió el respaldo de los hombres de negocios: “No existe un gobierno que negocie sin el sector privado al lado, tenemos que trabajar juntos”.
Dijo que en 2017 se revisarán los convenios laborales. Pidió apoyo “para sacar a los argentinos de la pobreza”.


Macri confirmó que en 2017 el Gobierno planteará la revisión de “la totalidad de los convenios laborales”, se comprometió a bajar la tasa y se mostró optimista: “Vamos a crecer porque hemos echado las bases. Pero el desafío es crecer 10, 20, 30 años de manera consecutiva, eso es lo que sacará a los argentinos de la pobreza”. Dijo que el deber del Estado “es bajar el costo del capital y mejorar la eficiencia energética”, pero también les reclamó más inversiones a los empresarios.