SIN CASTIGO A COMISARIO QUE DEJA LIBRE A GOLPEADOR DE 25 DE MAYO

Mujer golpeada: no habrá castigo oficial al comisario
Lisa Navas - Diario De Cuyo
El ministro de Gobierno dijo que el efectivo que liberó al agresor ‘actuó como creyó correcto‘ y no le aplicarán sanción.

A cuatro días de que Soledad González denunciara que su exesposo, Gustavo Morales, violó la orden de restricción y la golpeó en una plaza, hecho por el que no quedó detenido inmediatamente, aunque la ley así lo prevé, el ministro de Gobierno Emilio Baistrocchi respaldó el accionar policial. ‘El comisario actuó como creyó correcto en ese momento ‘, dijo y agregó que desde el Gobierno no se lo sancionará, y que por otro lado la Justicia dará su propio veredicto acerca de si el procedimiento fue correcto o no.

Al salir a la luz el caso, que ocurrió el domingo pasado en la plaza de Santa Rosa, 25 de Mayo, el jefe de la Seccional 10ma, Eduardo Thebault, dio declaraciones polémicas. ‘Podíamos haberlo detenido por las lesiones de ella, y también a ella por las lesiones de él. Cuidamos la integridad física’, dijo. Ante esto, Baistrocchi apoyó el accionar del comisario. Por un lado aseguró que “hay versiones cruzadas” y que por eso no quedó detenido el hombre. Por otro lado aseguró que fue para proteger a ambas personas, ya que la policía no había presenciado el hecho de violencia. Esto, a pesar de que la víctima de la golpiza aseguró que una agente la ayudó en el preciso momento en que su ex la estaba golpeando.

‘Si se detenía a las dos personas había que dejarlas hasta el lunes. El comisario vio prudente hacer todas las actas investigativas y ponerlas a disposición del Juez el lunes‘, dijo Baistrocchi. Morales quedó detenido recién el martes al mediodía, tras la orden judicial.

Por su parte, Nilda Illanes, la directora del Área de la Mujer de Caucete, dijo que en este caso particular el agresor debería haber quedado detenido el mismo domingo, porque no sólo violó la restricción sino que además hubo un ataque físico.

Además de respaldar el accionar de los efectivos, el ministro de Gobierno aseguró que ahora habrá que esperar para saber qué define la Justicia, en base de testimonios y otras pruebas. Dijo que por el momento su cartera no iniciará un sumario ni abrirá investigación contra los efectivos. ‘Si el juez dice que hubo un mal actuar, él tiene la facultad de sancionar al policía‘, agregó.

En coincidencia con el jefe de la Seccional 10ma, Baistrocchi también dijo que no queda claro si se violó o no la orden de restricción, pues aseguró que el hecho ocurrió en el lugar donde vive el hombre (25 de Mayo) y no en el domicilio de la mujer (Caucete). Además, resaltó que el encuentro fue supuestamente casual y que Morales no buscó a su exesposa. ‘Esto se produjo en el lugar donde vivía el hombre, no la mujer. Además, ¿qué pasa si la persona -el agresor- había llegado antes que la mujer al lugar, y ella llegó después? No hay que deducir rápidamente, porque sino el periodismo o un funcionario como yo terminamos haciendo prejuzgamiento‘, agregó.

Según la orden de restricción a la que DIARIO DE CUYO tuvo acceso, el hombre tiene prohibido acercarse al domicilio de González. Pero además indica que no puede estar a menos de ‘200 metros de donde ella se encuentre‘. También se le exige que se abstenga de realizar actos de violencia y de mantener contacto a través de mensajes de textos, llamadas o redes sociales.

‘Son cuestiones que hay que tratarlas de manera muy delicada, porque en estos casos no siempre tiene la razón una u otra parte, sino que muchas veces estas cuestiones tienen una génesis más profunda que viene desde hace mucho tiempo y tiene que ver con las dos familias. No hay que hablar cuando no se tienen elementos. Esa es la postura que tengo yo‘, dijo y agregó que se está capacitando a la Policía para que dé respuestas a las víctimas de manera más efectiva y rápida.

El caso de Soledad González se conoció el martes, cuando denunció públicamente a su ex por miedo a que la mate. El domingo pasado, el hombre la atacó delante de sus hijos. Según su testimonio, durante la golpiza, fue pateada, recibió golpes de puño y la arrastró por el piso tomándola del cabello. La mujer dijo que vive el calvario desde hace 9 años y que por eso se separó hace 4. Por haber pasado por situaciones que la pusieron en riesgo, la Justicia le dictó la restricción al agresor.